Nuestras Experiencias profesionales… como…. Bibliotecaria en una institución europea


Elena López de la Fuente

Técnico Documentalista de Banco de España

Soy socia de Sedic desde hace ya muchos años y me gusta participar en las actividades que se organizan, tanto talleres como visitas. También he dado cursos presenciales y en línea sobre fuentes de información en Economía y finanzas como una forma de aportación a la asociación.

Aunque comencé como auxiliar en la Biblioteca de la Universidad Carlos III de Madrid, he desarrollado la mayor parte de mi labor como bibliotecaria en el Banco de España (BdE) y en el Banco Central Europeo (BCE).

Biblioteca Eurotower

Biblioteca Eurotower

Las dos bibliotecas forman parte de una categoría bastante desconocida, las bibliotecas de los bancos centrales e instituciones financieras internacionales (Banco de España, Bundesbank, Bank of England, FMI, OCDE, etc.). Como otras bibliotecas especializadas, su misión está directamente relacionada con la misión y objetivos de la institución a la que dan servicio; sin embargo, dado que sólo hay un banco central por país (excepto aquellos que son sede de un organismo internacional), es difícil para ellas encontrar contrapartes. Por ello, tenemos relaciones muy directas con las otras bibliotecas de bancos centrales de todo el mundo, especialmente las del Sistema Europeo de Bancos Centrales (SEBC), de las cuales podéis ver algunas en este listado de la Biblioteca del Banco de Grecia. Si examináis la lista de bibliotecas veréis que muchos bancos centrales nacionales no tienen su catálogo en Internet.

En el Boletín Clip de 15 de marzo de 2016 se publicó una entrevista con Joaquín Selgas , Responsable de la Unidad de Biblioteca, en la que se describía la Biblioteca del Banco de España; además, se acaba de publicar otra entrevista con él en la revista Mi Biblioteca donde se amplía y actualiza esta información.

Despacho en la Eurotower

Dada la pertenencia del Banco de España al SEBC, hay una política institucional para facilitar que sus empleados se trasladen de forma temporal al Banco Central Europeo. Esta posibilidad es muy interesante y pude aprovecharla dos veces, entre mayo de 2010 y octubre de 2011 y entre febrero de 2014 y febrero de 2016.

La primera estancia consistió en una suplencia (librarian) y la plaza fue publicada en el portal del empleo del BCE ; en el segundo caso, ocupé una plaza reservada a empleados de otros bancos centrales o instituciones financieras internacionales (Senior Information Management Specialist). Las convocatorias de estas plazas sólo se publican en nuestras intranets. Hay que destacar que también se ofrecen becas en la Information Governance Division, a la que pertenece la Biblioteca; precisamente se acaba de publicar una oferta en el área de Archives and Records Management .

Rio Main con el nuevo BCE al fondo

Rio Main con el nuevo BCE al fondo

El trabajo en la biblioteca del BCE supuso un reto profesional y personal. El primer punto, muy obvio, es el esfuerzo de trabajar en inglés ya que no es lo mismo asistir a una reunión, incluso presentando alguna comunicación, que estar hablando todo el día en otra lengua. Sin embargo, hay que tener claro que cuando se oferta una de estas plazas de organismos internacionales, se está buscando un profesional de las bibliotecas, no un traductor; por ello, a partir de un nivel razonable de competencia en inglés no hay que tener miedo a presentarse.

Cuando se creó la biblioteca del BCE se siguió una política en la que se fomentaba, en lo posible, la representación de las diferentes nacionalidades europeas. Así, de un total aproximado de 14-18 personas, había un mínimo de 10-12 nacionalidades y un número similar de lenguas maternas; a esto hay que añadir que la jerga de la institución incluye un número muy elevado de acrónimos difíciles de manejar al principio.

Mudanza

Este ambiente internacional supone la suma de diferentes tradiciones bibliotecarias, además, por supuesto, de las diferentes formas personales de trabajar. En cualquier caso, la cultura corporativa es centroeuropea y las formas de comunicación interpersonales son también diferentes a las mediterráneas, ¡es más fácil ver las diferencias en los horarios que en los estilos de comunicación que, sin embargo, son más importantes por menos obvias!

Durante la mayor parte de mi estancia la biblioteca estuvo en la Eurotower pero en 2015 el BCE se trasladó a sus nuevas instalaciones al lado del río Meno (Main en alemán); la biblioteca fue de las primeras unidades que se trasladó, manteniendo abierto el servicio en las dos localizaciones hasta completar el traslado, que supuso la ampliación y reorganización de espacios.

Nueva Biblioteca

Nueva Biblioteca

Por otro lado, la propia institución creció, no sólo en número de empleados sino también en funciones, especialmente con la creación del Mecanismo Único de Supervisión que motivó un gran aumento en el número de usuarios y la creación de nuevos servicios por parte de la Biblioteca.

Desde el punto de vista técnico destacaría el reto que supuso la implementación simultánea de Alma y Primo en 2015 y, por supuesto, la posibilidad de asistir a la Feria del Libro de Frankfurt donde las grandes empresas como Springer, Elsevier o Thomson Reuters presentan sus novedades.

Creo que el trabajo en una organización internacional es una experiencia muy enriquecedora tanto profesional como personalmente y querría desde aquí animar a intentarlo a todos los que se dedican a la gestión de la información en bibliotecas, gestión documental y archivos.

Y no quiero terminar sin dar las gracias por su apoyo a mis colegas de la ECB Library, en especial a Dorothea, Eli, Fabienne, Luca, Saskia y Seija.

Categorías

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Se requiere casilla de verificación RGPD

*

I agree