PANORAMA. Crónica de la XVII Jornada de Gestión de la Información

María García González
Alvaro Gómez de Zamora
Gema González González
autores cronica

Apertura

La XVII Jornada de Gestión de la Información, con el título «El reto de la información: seguridad acceso y explotación», comenzó de la mano de Ana Santos Aramburu (directora de la Biblioteca Nacional de España), Miguel Ángel Recio Crespo (director general de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte) y Bárbara Muñoz de Solano y Palacios (presidenta de SEDIC).

sesión inagural

Ana Santos Aramburu recalcó la importancia de garantizar la seguridad y el acceso a la información, así como de  facilitar la explotación de la  misma. La Biblioteca Nacional se plantea ese reto que está recogido en la Ley 1/2015, de 24 de marzo, reguladora de la Biblioteca Nacional de España. La forma de crear y difundir la cultura ha cambiado y la  Biblioteca Nacional tiene que dar respuesta, garantizando la seguridad de  la información que conservan.

Actualmente, la Biblioteca Nacional trabaja rastreando la web española y conserva lo que se publica. La preservación de esos contenidos es muy importante, dado que si se pierden no habrá forma de recuperarlos.

Miguel Ángel Recio Crespo quiso comenzar su intervención felicitando a SEDIC por su constancia en el mundo cultural y el elevado número de ediciones de las jornadas de gestión de la información. Además, explicó algunos de los frentes en los que se trabaja en la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas, entre los que se encuentran los archivos históricos y digitales. En su intervención quiso hacer hincapié no solo en la seguridad, acceso y explotación de los archivos, sino también en la importancia de la destrucción de la documentación, tarea de la que se encarga la Comisión de los Archivos.

Durante la última década el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte se ha ocupado de la digitalización del patrimonio cultural: Hispana, con más de 600 proyectos de digitalización de instituciones en este momento. Aún así, en lo que se refiere a la digitalización queda mucho trabajo por hacer, ya que según datos de Europeana solo se ha digitalizado uno de cada diez documentos.

Bárbara Muñoz de Solano y Palacios quiso agradecer su colaboración a la Biblioteca Nacional y al Ministerio de Educación Cultura y Deporte; a los patrocionadores, al comité científico, comité organizador y  la oficina de SEDIC.   Además, quiso trasladar su reconocimiento al esfuerzo diario que hace SEDIC en su 40 aniversario, e invitó a los profesionales a participar en SEDIC y a aportar nuevos conocimientos.

Ponencia inaugural

Caroline Musserotte, consultora experta en coach de negocios en el área de la educación, fue la encargada de la primera ponencia.  Caroline es una emprendedora que compagina su tarea de profesora universitaria con la de coach y organizadora de talleres y seminarios.

conferentica inaguralCaroline remarcó la importancia que tienen en la actualidad las nuevas tecnologías, esto hace que la información esté disponible a un solo clic. Las nuevas tecnologías aportan al mercado una amplia gama de oportunidades y nos permiten compartir ideas, enviar correos, e incluso algunos expertos dicen que puede ayudar a mejorar el aprendizaje. En definitiva, estamos constantemente conectados y nuestra realidad se ha mezclado con nuestras vidas virtuales.

Las tecnologías permiten mejorar muchas vidas pero hay que tener en cuenta que hay muchas partes del mundo donde todavía el acceso a internet es difícil y caro (en Perú en 2003 solo el 23% tenía acceso a internet). La cuestión, por lo tanto, está en cómo reducir esta brecha digital. En este sentido, existen proyectos como Google Loon o internet.org, promovido por Facebook, en los que se invierten fondos para minimizar esta brecha.

Caroline, finalmente, quiso reservar un espacio de su ponencia para hablar del mal uso de las tecnologías, especialmente del ciberbullyng. La tecnología implica unos riesgos, los jóvenes usan las tecnologías y las redes sociales pero quizás no estén preparados para las repercusiones que puede tener el uso que hacen de ellas. Además, no está claro si el impacto que generan las nuevas tecnologías es positivo o negativo: por ejemplo, los sistemas escolares de alto rendimiento se basan en un uso reducido de los ordenadores.

Primera sesión: seguridad de la información

María de Inclán Sánchez, jefa de la División de Archivos y Gestión Documental en el Banco de España, fue la encargada de moderar el debate de la primera sesión, dedicada a la seguridad de la información, y que contó con la presencia de Elena García Díez, Elena Rivas Palá, Manuel Serrano Rubio, Elisa García Morales y Antonio Guillermo Martínez Largo.

22646133798_c0bfd1697e_z

Elena García Díez, responsable de proyectos en INCIBE, quiso reflexionar sobre distintos aspectos referentes a la ciberseguridad y las necesidades que se plantean en este aspecto, no solo en relación a los virus informáticos, sino también porque la información es uno de los elementos más buscados y atacados. La ciberseguridad supone tanto un riesgo como una oportunidad, así como un valor añadido. Elena mostró una serie de ejemplos de instituciones y personas que habían sufrido ataques en busca de información o con fines monetarios e ilustró su presentación con cifras del número de ataques anuales y las características de estos.

La ponencia de Elena Rivas Palá, funcionaria del Cuerpo Facultativo de Archiveros del Ministerio de Cultura y Archivera del Ayuntamiento de Zaragoza, giró en torno a la seguridad de los datos, del acceso a la información y de los documentos en la Administración electrónica. El Esquema Nacional de Seguridad, en su artículo 1.2, establece los aspectos que se deben cumplir con la información y los documentos.  Un correcto sistema de gestión de documentos y archivo que garantice la seguridad y autenticidad de estos pasa por tener una política de gestión de documentos, un sistema de metadatos y tener claros los procesos documentales.

Manuel Serrano Rubio, subdirector de Explotación, Sistemas y Seguridad Informática de I3Televisión (AtresMedia), habló sobre lo complejo que es atender la seguridad en un grupo como es el de AtresMedia, que no solo contiene una serie de cadenas de televisión, sino que ofrece desde servicios online hasta una tienda. Manuel establece que una parte muy importante de la seguridad es la anticipación, descubriendo posibles brechas donde puedan producirse ataques,  Como conclusiones, destacó la aplicación del sentido común para la implantación de un sistema de seguridad, identificar los activos que se quieren proteger, la imposibilidad de parar un negocio por cuestiones de seguridad y, especialmente, saber que la seguridad total no existe pero la ausencia de la misma tampoco debería existir.

Elisa García Morales, directora de Inforárea, quiso trasladar cuatro ideas fundamentales en relación con la palabra riesgo: aumento de los escenarios de riesgo (correos electrónicos, sistemas obsoletos, explosión del mundo digital, Big Data e Internet de las Cosas),  seguridad del contenido y gestión de riesgos de seguridad de la información (identificación y evaluación de los riesgos relacionados con la información), caos de la información y toma de decisiones informadas. El mundo digital se enfrenta a dos líneas de tensión futuras (según  la consultora Gardner). La primera línea es la que trata los medios que han hecho que la información salga de los propios servidores a la nube y a los nuevos dispositivos, y la segunda,  trata la información cerrada y restringida como medida de seguridad.

Para cerrar la sesión, Antonio Guillermo Martínez Largo, fundador y CEO de Libnova, realizó una visita guiada por un proyecto práctico. La especialidad Libnova es hacer que grandes cantidades de datos valiosos estén accesibles por periodos de tiempo muy largos. Su actividad se sustenta en realizar análisis de riesgos futuros y por ello es importante evaluar los riesgos. En esta tarea se hace necesario utilizar metodologías adecuadas.

Segunda sesión: reutilización de la información

Tras el agradecimiento y reconocimiento a Rosa Martínez por su labor como gerente de SEDIC, se dio comienzo a la segunda sesión de la Jornada, centrada en la reutilización de la información  Esta mesa fue moderada por Miguel Ángel Benito Quintana gestor de contenidos de la Fundación Tripartita para la formación en el Empleo y que contó con la presencia de David Cabo, Elena Bragado Molina, Norbert Hohn y Pablo Pascual Huerta.

2ºsesion

En primer lugar tomó la palabra David Cabo, de la Fundación Civio, quien explicó cómo los datos deben poder ser interpretados para poder evaluar presupuestos, políticas sociales, etc.  La Fundación Civio  trabaja en ese sentido, contextualizando estructurando y ordenando,  la información que facilitan los gobiernos y los documentos públicos.

La segunda ponente, Elena Bragado Molina, directora general de la Fundación Alia2, abordó el peliagudo tema de la lucha contra la pornografía infantil y la protección de los menores en internet, objetivo en el que trabaja la fundación que dirige. En su intervención desarrolló el trabajo que lleva a cabo  promoviendo la enseñanza en el uso de las nuevas tecnologías en los colegios, con propuestas como la creación de una Asignatura de Ciudadanía Digital. Además se esfuerzan para que los más pequeños aprendan a usar internet y a conocer las autorías de las fuentes que consultan, aprendiendo a discriminar cuales son las más fiables o convenientes.

Norbert Hohn acudió a la jornada como responsable del Portal de datos abiertos de la Unión Europea. Desde esta institución se plantean los datos como una prioridad política y los entienden como cualquier información ordenada, con la excepción de los datos personales y aquellos protegidos por derechos de autor. Además, defienden el uso de datos abiertos con el objetivo de generar valor económico, crecimiento y empleo, favorecer la transparencia en las instituciones y mejorar su rendimiento. En su conjunto, busca seguir la línea del mercado único digital europeo.

Pablo Pascual Huerta presenta ASEDIE, una Asociación Multisectorial de la Información, es decir, una asociación de empresas junto con algún organismo público. Reutilizan la información que previamente han recopilado.

Por último, Domingo Arroyo Fernández, jefe de Área de Proyectos Bibliotecarios y responsable de HISPANA, presentó una visita guiada por la reutilización de los recursos del patrimonio cultural en el marco de Europeana, un portal que busca reunir digitalmente todo el patrimonio europeo. Hispana es su equivalente a nivel español y el intermediario entre las instituciones  españolas y Europeana. Según indicó Arroyo, están surgiendo algunas aplicaciones y servicios a partir de Eropeana,  dirigidas a un público más general, que utilizan interfaces más vistosas y atractivas.

Como cierre de la segunda sesión y de la jornada de la mañana tuvo lugar la entrega del premio de Escultura Carmen Rodríguez Guerrero, otorgado a Susana Botana por su obra De Lola García.

premio(1)

Tercera sesión: big data

El profesor de la Universidad Complutense de Madrid Luis Fernando Ramos Simón moderó el tercer bloque temático de la jornada, dedicado al big data o datos masivos. Este concepto está estrechamente ligado a la reutilización de la información.

En primer lugar intervino Juan José Casado, director académico del Master of Business Analytics & Big Data, cuyo discurso giró en torno al impacto de los datos masivos en la vida cotidiana y su importancia en amplios sectores de la economía y de la sociedad en general. La revolución digital  ha generado grandes montañas de datos a la espera de ser explotados y empresas de éxito reconocido como Google, Amazon o Facebook, han basado su modelo de negocio en desarrollar las capacidades necesarias para analizar esos datos y adquirir un conocimiento diferencial que les permita obtener una ventaja competitiva en su sector. Esto afecto al mundo de las finanzas personales, mundo empresarial, político, etc.  Juan José dice que esa es la razón, por la que la Harvard Business Review proclamó recientemente que la de «Data Scientist» será  la profesión más sexy del siglo XXI.

3ºsesion

En segundo lugar intervino Isidro F. Aguillo, responsable del Laboratorio de Cibermetría del CSIC, quien enfocó su ponencia en la aplicación del big data en el ámbito académico-científico y en la investigación. En este sentido, aseguró que la tecnología big data no es en ningún caso patrimonio exclusivo de grandes empresas como IBM, sino que ha sido adoptada también por la comunidad científica. Para Isidro es importante entender la bidimensionalidad del big data, , por un lado el proceso de generación de información y por otro el de dar a conocer esa información. Un ejemplo son los respositorios de acceso abierto.

Jorge Serrano Cobos, introdujo en el tema del big data en relación al diseño de perfiles los usuarios de bibliotecas. El primer paso consistiría en conocer a los usuarios y sus datos de comportamiento mediante tecnología big data (diferenciando entre usuarios internos, los que acuden a la biblioteca,  y los externos, aquellos que se manifiestan y expresan vía redes sociales) para después procesar y analizar esos datos y poder ofrecer unos servicios más orientados a las preferencias y necesidades de esos usuarios.

Mar Pérez Morillo, jefa del Área de Gestión del Depósito de las Publicaciones en Línea de la Biblioteca Nacional de España, habló acerca de la necesidad de dar acceso a los usuarios a la gran cantidad de datos de la que está haciendo acopio la Biblioteca Nacional en su archivo web en forma de repositorios digitales. En este sentido, otras instituciones de reconocido prestigio, como la British Library o la Bibliothèque Nationale de France, sirven como modelos en este tipo de proyectos.

Finalmente Alberto Abella ofreció una visita guiada por el proyecto que él mismo dirige: MELODA, una métrica de la reutilización. Las políticas actuales para el aumento de la transparencia, la implantación del gobierno abierto o el desarrollo de ciudades inteligentes tienen en el open data y la publicación de la información uno de sus pilares básicos. Sin embargo, los mecanismos de evaluación de uso y valor de esa información son limitados. La métrica MELODA, que nació en 2011 y continúa desarrollándose, permite calificar la información y evaluar su grado de reutilización mediante el análisis de cuatro dimensiones y resulta muy útil para todas las organizaciones que publican datos, ya sean públicas o privadas, y para aquellas entidades que elaboran productos y servicios basados en ellas.

Para concluir Genís Roca, fundador y presidente de RocaSalvatella, pronunció el discurso de clausura de la jornada, una divertida exposición sobre los cambios en los flujos de información y en los modelos empresariales desde una perspectiva antropológica.  Para Genís, «El conocimiento es como un gas y necesita expandirse», al igual que las ciudades se expandieron fuera de sus murallas cuando éstas se hicieron demasiado pequeñas. El conocimiento está adoptando nuevos formatos y ocurre lo mismo con el acceso a ese conocimiento, a esa información.

Genis Roca

La clave del big data aplicado a las empresas tiene que ver con la eficacia en las operaciones, en la gestión de la reputación y en la gestión de los datos, afirmó Roca. Su importancia en sectores económicos como el turismo es tremenda. Simplemente a través de nuestro teléfono móvil estamos generando una cantidad inmensa de datos que indican por dónde nos movemos, qué nos gusta, dónde nos alojamos, cuántos días estamos en cada sitio o cuánto dinero gastamos. Y todos esos datos son susceptibles, por ejemplo, de ser interpretados para la elaboración de planes turísticos adaptados a cada grupo de clientes potenciales.

¿Qué datos guardar y cuáles no? Es difícil porque hay demasiados, el secreto quizás resida en las preguntas, opinó Roca, para quien «el secreto del big data son las big questions». Una buena pregunta evita almacenar datos innecesarios y centrarnos en los verdaderamente importantes, aquellos de los que se pueden extraer conocimientos prácticos. El big data tiene, según Genís, cuatro grandes utilidades para las empresas: la eficiencia en la gestión, el desarrollo de marca, el diseño de servicios y el desarrollo de aplicaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Se requiere casilla de verificación RGPD

*

I agree